El SurPrincipal

Bolivia denuncia que Almagro atropella su soberanía, incurre en injerencia y busca desestabilizar al país

La Cancillería boliviana denunció este lunes que el secretario general de la OEA, Luis Almagro, nuevamente incurre en un atropello a la soberanía de Bolivia y en injerencia en asuntos internos de la administración de justicia con el objetivo de “coordinar procesos de desestabilización”.

Ante ello, el Ministerio de Relaciones Exteriores, advirtió que no se permitirá “un nuevo intento de acciones desestabilizadoras” por parte de Almagro por lo que pidió estar alerta a la comunidad internacional y anunció que denunciará la conducta unilateral del Secretario General del Organismo.

La posición de la Cancillería fue expresada luego de que tomó conocimiento de la comunicación de la Secretaría General de la Organización de Estados Americanos (OEA), a través de la Secretaría para el Fortalecimiento de la Democracia.

“Se ratifica la validez e importancia del peritaje requerido por la Fiscalía General del Estado a la Universidad de Salamanca, realizado dentro de un proceso judicial que soberanamente lleva adelante el Estado boliviano en el marco de su legislación, de carácter controversial, abierto a todo medio probatorio, que resguarda los derechos y garantías entre las partes y que no es cuestionable bajo ningún argumento del Señor Almagro. La auditoría que defiende el Secretario General fue realizada sin cumplir con el acuerdo suscrito con el Estado boliviano y terminó siendo un proceso unilateral y parcializado con conclusiones erróneas y forzadas”, indica el Comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores.

“El Estado boliviano firmó de buena fe un acuerdo con la OEA, y lo cumplió a cabalidad hasta que Luis Almagro lo violentó haciendo declaraciones unilaterales sobre resultados, sin que haya concluido la auditoría electoral e incumpliendo con el procedimiento previsto en dicho acuerdo, expidiendo un informe preliminar no contemplado y habiendo forzado gravemente la verdad para producir un quiebre constitucional en el país, el cual produjo la lamentable pérdida de decenas de vidas humanas”, añade.

Las declaraciones del Señor Almagro constituyen un acto de injerencia en asuntos internos en la administración de justicia de este país, cuestionando un proceso de investigación penal a cargo del órgano judicial boliviano y que no está concluido; por ello, el Estado boliviano rechaza este tipo de afirmaciones señalando que es un Estado democrático en todo su accionar y las palabras y agresiones del señor Almagro en su comunicado parecen más bien estar dirigidas otra vez a coordinar procesos de desestabilización en Bolivia. Se le advierte que no se permitirá un nuevo intento de acciones desestabilizadoras y se pone en alerta a la comunidad internacional”, indica el comunicado de la Cancillería.

“Las palabras del Señor Almagro no son objetivas, está claro que toda la evidencia que se está conociendo desde noviembre de 2019 a esta fecha muestra una conducta parcializada y malintencionada, que inclusive podría tener responsabilidades de las cuales solo lo estaría protegiendo la investidura que ostenta por lo que sus opiniones dentro de este caso específico son un atropello a la soberanía del Estado Plurinacional de Bolivia y reitera un accionar permanente del Secretario General de la OEA por intereses mezquinos y sectarios, sin el consentimiento y por encima de los países que integran la organización regional”, agrega.

“El Estado boliviano toma nota de esta nueva actitud irracional e ilegal del Secretario General y deja constancia expresa que denunciará esta conducta ante instancias pertinentes de la organización, sin perjuicio de las responsabilidades personales que puedan establecerse por la gravedad de los hechos”, indica el pronunciamiento.

T/ ABi/ LRDS

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba